lunes, 21 de marzo de 2016

Hacienda Santa Teresa





 La primera vez que visité esta hacienda fue hace dos años y solamente disponían del paseo en tren por la fabrica, una tienda, Restaurante y disfrutar de sus hermosas vistas y clima.

En esta segunda oportunidad me quede maravillada porque tiene muchas actividades para pasar una tarde diferente y entretenida entre las que mas captaron mi atención fue el curso de cata de Ron, el Taller de Coclearia, que aunque el Ron no es una de mis bebidas preferidas siempre es bueno aprender cosas nuevas.

También tienen actividades al aire libre para los niños y adultos, como una Tirolina, yo soy algo miedosa para las alturas pero me atreví a hacerlo y fue bastante emocionante observar la hacienda desde las alturas ademas que muy divertido.

Para los adultos disponen de una carpa enorme con una barra para disfrutar de diferentes tragos lo que mas me encanto fueron sus sillas tipo de extensión por toda el área de la carpa y sus alrededores, este detalle hace que pases un momento super relajante y desconectarte por unas horas de todo el stress diario.

Mi punto negativo es que no hay mucha variedad en cuanto a las comidas y la poca que hay me parecio algo costosa y nada apetecible por lo que les sugiero opten por llegar luego de almorzar u optar por los pasapalos y entradas que ofrecen tanto el restaurante como la barra de tragos.


Espero les haya gustado mi sugerencia de la semana y sino han visitado esta hacienda se animen! yo ya quiero regresar!!!









Para información Visita:



Con Cariño!



Morella,


No hay comentarios.:

Publicar un comentario